Planned Parenthood inyecta casi mil millones de pesos en Chile para aprobar el aborto

La multinacional del aborto Planned Parenthood ha destinado cerca de mil millones de pesos chilenos (algo más de 1,2 millones de euros) a promocionar el aborto en el país entre 2008 y 2015.

De acuerdo a una investigación realizada por el diario El Demócrata, el 78 por ciento de los 931.454.806 pesos chilenos que Planned Parenthood ha destinado a Chile han ido a parar a las arcas de la Asociación Chilena de Protección de la Familia (APROFA).

 

Esta organización fue impulsora de la llegada de la píldora del día después a Chile en 2007 y de la elaboración de las normas nacionales sobre la regulación de la fertilidad en 2014 y su directora, Débora Solís ha manifestado su compromiso para “conducirla hacia los objetivos que hemos propuesto a la luz de los objetivos estratégicos de IPPF”.

Otra de las organizaciones que han recibido apoyo financiero de la principal patronal abortista del mundo es ‘Miles Chile’, que sólo en 2015 recibió 66.000 euros (más de 48 millones de pesos chilenos).

Esta ONG está presidida por una exdiputada del Partido Por la Democracia (PPD), María Antonieta Saa, que en la actualidad está registrada como lobista de ‘Corporación Miles’, junto a su directora ejecutiva, Claudia Dides y Rolando Jimenez, a la sazón portavoz del Movimiento de Liberación Homosexual de Chile.

Miles Chile fue la organización que redactó un proyecto de ley del aborto por razones eugenésicas (el mal llamado aborto terapeútico) presentado por la propia Saa en el parlamento Chileno en el año 2013.

Otras organizaciones beneficiadas por Planned Parenthood en Chile para desarrollar una agenda favorable al aborto en la nación andina son la Fundacion Colectivo Alquimia y la Red de Salud de las Mujeres Latinoamericanas.

La primera, también conocida como Fondo Alquimia, es una organización feminista radical que hunde sus orígenes en la Conferencia Mundial de Mujeres en Pekín (1995) que ayuda financieramente a organizaciones proaborto y LGTBI en Chile. Recibió 65 millones de pesos chilenos de Planned Parenthood (90.073 euros).

Por su parte, la Red de Salud de las Mujeres Latinoamericanas y el Caribe es una filial de APROFA dedicada a la promoción del aborto y la anticoncepción que recibió entre 2008 y 2010 más de 93 millones de pesos chilenos (cerca de 130.000 euros).

Fuente: www.actuall.com

Favorecer el aborto muestra desinterés por la maternidad vulnerable, denuncian en Chile

SANTIAGO , 10 May. 17 / 07:13 pm (ACI).- El Senado de Chile votó a favor de las tres causales del proyecto de ley de aborto pero continuará el debate de las indicaciones restantes el próximo 15 de mayo, lo que de acuerdo a algunos expertos es una manifestación de la “ignorancia parlamentaria” y el escaso interés por fomentar el apoyo a la maternidad.

En la sesión del 9 de mayo, la Comisión de Salud sometió a votación las causales que permitirían el aborto si “el embrión o feto padece una alteración estructural congénita o genética de carácter letal” y si “el embarazo es resultado de una violación, siempre que no hayan transcurrido más de doce semanas de gestación”.

En tanto, la causal del proyecto que habla de someter a un aborto a la mujer que “se encuentra en riesgo vital, de modo que la interrupción del embarazo evite un peligro para su vida” se dio por aprobada sin votación, ya que se rechazaron las indicaciones que apuntaban a suprimirla.

En la votación, los senadores del partido Unión Demócrata Independiente, Jacqueline Van Rysselberghe y de Renovación Nacional, Francisco Chahuán rechazaron las causales y reiteraron sus reservas de inconstitucionalidad. Mientras que Guido Girardi del Partido Por la Democracia; Carolina Goic de la Democracia Cristiana y el independiente, Fulvio Rossi, favorecieron la ley de aborto.

Para Adriana Avendaño, co-fundadora de la Corporación Proyecto Esperanza, esta votación muestra “lo ignorantes que son algunos integrantes de la Comisión de Salud” ya que el aborto provoca un daño y constituye una “grave discriminación a un ser humano en gestación”.

Para el gobierno, “es más fácil eliminar a este ser humano, que implementar políticas públicas que lo ayuden y ayuden a su familia a enfrentar las dificultades”, agregó.

En ese sentido, la coordinadora de Chile es Vida, Elizabeth Bunster, agregó que se ha hecho “oídos sordos a la experiencia de profesionales médicos que llevan años trabajando” con mujeres abortadas.

El aborto, “obedece a una situación que sobrepasa el atropello, porque es un tipo de violencia contra la mujer, es una situación dramática”, dijo Bunster.

“Con esto se demuestra que la decisión (de promover el aborto) se toma desde una perspectiva ideológica y política que no da respuesta ni se condice con la realidad que vive la mujer”, sostuvo.

Con la experiencia de las organizaciones que agrupa Chile es Vida y la historia de los países donde el aborto es legal, se ha demostrado que “hay un alto costo económico en salud mental y física, hay conductas autodestructivas, hay un daño al apego con los otros hijos, que puede llevar al maltrato infantil. Se deja de lado los otros costos sociales que incluso llevarán a un mayor costo económico para nuestro país”.

Bunster cuestionó, por ejemplo, si acaso “a través de la ley se quiere descartar a los niños que vienen enfermos para ahorrar recursos económico o para hacer un control de calidad para que nazcan quienes vienen sanos. Eso sería lamentable, es una ideología nazi que hay que desenmascarar, no obstante lo hagan con el eufemismo de ayudar a la mujer”.

En tanto, la coordinadora legislativa de Chile es Vida, Patricia Gonnelle, consideró que además hay un “problema” de cómo se trata el “acompañamiento” en el proyecto de aborto.

“Tiene un enfoque diferente. Tal como está, es una asesoría a la mujer que quiere abortar y no corresponde al acompañamiento que estamos planteando para una mujer, para ayudarla en situación de extrema vulnerabilidad como la que está planteada en las tres causales”.

También recordó el proyecto de ley de protección integral a la maternidad presentado por cinco senadores a fines de enero de 2017 “que es excelente pero, no está en tabla” lo que demuestra que “no hay ningún interés de parte del Ejecutivo de impulsar una política real de protección a la maternidad”.

Las 100 indicaciones restantes que tienen que ver con la objeción de conciencia, la reforma procesal penal y el código penal, entre otros, comenzarán su discusión el próximo 15 de mayo.

Luego del análisis y discusión de las indicaciones, el proyecto de aborto será votado nuevamente por la Comisión de Salud, luego pasará a la Comisión de Constitución, más tarde a la Comisión de Hacienda y debe volver a la Cámara de Diputados, donde se originó el proyecto, para revisión.

Fuente: www.aciprensa.com

[CONGRESO] La dura batalla que enfrentará el proyecto #Aborto3causales

  • Bachelet se queda sin tiempo para promulgar uno de sus proyectos más emblemáticos.

  • La causal de violación no cuenta con respaldo para aprobar la legalización del Aborto en Chile.

  • Una comisión mixta, conformada por senadores y diputados, es por ahora el escenario más probable.

  • Los votos de la DC en el banquillo: ¿Votará ese partido consecuente a sus principios?

  • Voto evangélico en un año electoral es clave para definir el escenario legislativo.

Por Israel Vilches, Director de Cosmovisión.

Quedan varios meses de intensa discusión en el Congreso Nacional de Chile y a estas alturas nadie puede saber con certeza qué sucederá con uno de los proyectos más emblemáticos de la presidente Bachelet.

Esto porque la causal de violación no cuenta con el respaldo suficiente que necesita el Aborto en 3 Causales para avanzar sin dificultades. De hecho, inicialmente el Gobierno esperaba que esta Ley fuera aprobada en enero de 2017, antes del receso estival. Pese al enorme despliegue táctico de La Moneda en el Congreso, aquello no sucedió, y sólo se aprobó de forma general la idea de legislar (por 20 votos a favor, 15 en contra y 2 abstenciones), siendo evidente que los senadores DC harán objeciones en la discusión particular.

“Bachelet va a hacer todo lo posible para sacarlo dentro de su gobierno. Este es un proyecto que tiene un ropaje sanitario, pero no lo es. El Aborto en 3 Causales responde a la agenda de género. Es lo más fuerte que tiene el Gobierno, y la Presidente no ha cedido. Bajo ese concepto ella va a insistir. Pero al existir la posibilidad de que la causal de violación se caiga, el Gobierno va a dilatar para tratar de convencer a la DC de votar a favor”, explica Óscar Cáceres, periodista del Congreso y líder de ISACAR.

De esta manera, la legalización del Aborto en 3 Causales corre contra el tiempo, y tendrá que abrirse camino en un año donde se juega la balanza de las fuerzas políticas en los próximos 4 años.

Año electoral

“Estamos en un año electoral y el Gobierno acaba de aplazar la tramitación de la Ley de Aborto en 3 Causales para fines de marzo, debido a la falta de acuerdo entre las distintas coaliciones. Este ha sido un proceso carente de una definición de aborto, tanto en lo legal como en lo ético, lo que ha provocado intestinos debates, provocando más confusión que claridad entre los legisladores”, sentencia Edgardo Pizarro, administrador público y analista político del movimiento Fuerza Evangélica Chile.

De ser eliminada la causal de violación por el Senado en la discusión particular (generalmente más extensa que la general), y si la Cámara rechaza los cambios realizados, una comisión mixta (conformada por senadores y diputados), deberá redactar un nuevo proyecto de Ley.

“Esto esta un punto en el cartón de Bachelet ante la ONU, tenía que estar aprobada en general. Pero en un año electoral difícilmente esto va a tener prioridad legislativa. porque la gente que se levantó a votar era gente conservadora. Las organizaciones abortistas ahora dicen: ¡Sin causal de violación, no hay ley de aborto! Ellos saben que esa causal es en realidad una causal de aborto libre. Bachelet ya dijo que va a reponer esa causal si se rechaza”, adelanta Marcela Aranda, del Observatorio Legislativo Cristiano.

Trabajo 1 a 1

Debido a que en la etapa de discusión particular no se reciben más las opiniones de los actores ciudadanos, la estrategia de las organizaciones cristianas y pro-vida buscan persuadir a los legisladores sobre la visión mayoritaria del electorado evangélico.

“Lo que estamos haciendo es un trabajo 1 a 1 con los congresistas para tratar de acotar el proyecto lo que más se pueda. Es decir, que las causales vayan siendo discutidas con mayor criterio. Si bien los congresistas DC se inclinan más (en este momento, pero eso puede también variar) a rechazar la causal de violación, nosotros seguiremos argumentando con ellos los efectos perjudiciales de aprobar esa causal como ayuda terapéutica”, explica Javier Castro, director ejecutivo del Centro de Estudios OIKONOMOS.

Así mismo, las organizaciones de líderes y obispos evangélicos han hecho ver, en todas las instancias legislativas donde han sido invitados, sus puntos de vista, no sólo bíblicos sino también técnicos sobre por qué rechazan este proyecto de Bachelet, aunque finalmente, lamentan, no fueron escuchados.

“Los partidos votaron de acuerdo a sus convicciones políticas. Un sector votó apoyando esta iniciativa y más adelante votarán apoyando la legalización del aborto libre, y hay un sector de la sociedad que apunta a que eso sea una realidad en nuestro país. Esto es una escalada que nos va a llevar a eso, ojalá que no. Nos queda educar a los cristianos para que voten, y que debemos elegir a candidatos (sean evangélicos o no) que representen nuestros valores”, enfatiza Eduardo Durán Salinas, ingeniero y economista, y asesor de Concilio Nacional de Iglesias Evangélicas.

Los votos de la DC

Aun en ese escenario, varios congresistas amenazaron con llegar hasta el Tribunal Constitucional para evitar que la Ley de Aborto en 3 Causales se promulgue. La derecha rechazó como bloque el contenido del proyecto. En esa estrategia se mantiene un sector importante de organizaciones conservadoras.

Ahora el argumento para recurrir al TC es que la iniciativa fue ingresada como una iniciativa de quorum simple (que puede ser aprobada apenas con una mayoría de los miembros presentes en la votación) mientras que al afectar uno de los artículos más relevantes de la Constitución (el 19) que “defiende la vida del que está por nacer”, requeriría un quorum de 3/5 de los congresistas en ejercicio (Ley Interpretativa).

Así las cosas, los votos DC podrían evitar que el proyecto se transforme en lo que muchas organizaciones cristianas y pro-vida temen: una puerta al aborto libre. La pregunta que mucha gente se hace es: ¿Cómo se comportarán los congresistas DC en esta batalla legislativa?

“En las últimas votaciones lamentablemente no han sido consecuentes con los principios que ellos dicen profesar. Hoy día tenemos una DC que debería sacarse el apellido de cristiana porque está siendo sólo preocupada por las mayoría y los valores cristianos están pasando a un segundo plano. No podemos poner nuestra esperanza en un sólo partido, pero la tendencia es que ellos ceden a las presiones políticas que reciben de la Nueva Mayoría”, comenta con pesimismo Sarai Jaramillo analista de OIKONOMOS.

¿Quiénes son los senadores que podrían definir el futuro del aborto en Chile?

 

fuente: http://cosmovision.cl/congreso-la-dura-batalla-enfrentara-proyecto-aborto-3-causales/

SEMINARIO “ABORTO” ¿LIBERTAD O ESCLAVITUD?

Chile se encuentra en pleno debate social y legislativo en torno a una temática elemental, la aprobación del aborto – terapéutico o a secas-.

Ante tan relevante escenario, el centro de liderazgo público cristiano Oikonomos, ha generado una instancia de reflexión y formación en base a la problemática, con el fin de dar a conocer una batería de argumentos desde el ámbito científico, médico y antropológico cristiano, que pondrá en tela de juicio los supuestos beneficios del impacto que podría significar la aceptación del aborto en la legislación chilena.

Nos acompañaran tres expositores especialistas en la materia. El Dr. Jaime Pereda TapiolDirector del Departamento de embriología humana de la Universidad de Santiago de Chile, quien entregará una perspectiva médica y científica respecto al tema. Estará presente también, la destacada cientista política Patricia Gonnelle, directora del proyecto Esperanza, quién además ha trabajado intensamente en pro de la vida con nuestros actores políticos. Por último y representado a Oikonomos, Débora Medina, matrona de la Universidad de Chile y directora ejecutiva de nuestra organización, que tendrá la misión de dar a conocer el rol del cristiano en su cultura ante el avance del aborto como opción de “desarrollo humano y social”.

El seminario “Aborto: ¿Libertad o esclavitud?, se llevará a cabo el día 29 de mayo a las 19:00 hrs. en el auditorio Enrique Froemel de la Universidad de Santiago de Chile. El seminario es abierto y gratuito a todo el público interesado en un tema país neurálgico, como lo está siendo hoy la disyuntiva por la vida del que está por nacer.